Ir a la Portada


Sangramiento digestivo: causas más frecuentes

Por: Dr. Francisco M. Barroso Molina
Redacción Canarias

Se entiende por sangramiento o hemorragia digestiva, la pérdida de sangre que se origina en cualquier segmento del tubo digestivo, desde el esófago hasta el ano. Puede ser alta o baja; la alta es aquélla que se produce sobre el ángulo de Treitz (a nivel del duodeno y el yeyuno, primeras porciones del intestino delgado), y la baja, la que tiene su origen bajo este ángulo,
Las causas de la hemorragia digestiva alta son numerosas. Lo primero en pensar son las varices en la base de la lengua, las várices esofágicas, gastritis hemorrágica, ulcera (gástrica o duodenal). Estos sangramiento en ocasiones se eliminan por la boca, pero si la sangre es digerida al salir por las heces, las oscurecen similar a la “borra de café” producto del contacto de la sangre con el jugo gástrico y el contenido intestinal, hace que la hemoglobina será reducida a hematina,
Cuando la sangre sale por el ano con su color rojo, significa lesiones localizadas en el colon o en el recto (vegetaciones o pólipos que son lesiones precancerosas, tumores malignos en fase avanzada o divertículos inflamados e infectados).
En la historia del sangramiento es necesario considerar la edad del paciente, la forma cómo se exterioriza el sangramiento, la magnitud de la hemorragia y la presencia de otros síntomas. En relación a la edad, hay que tener en cuenta que hay causas que se presentan más comúnmente en determinados grupos erarios. Cuando se expulsa sangre por la boca, deben tenerse presentes las causas extradigestivas, como la hemoptisis o la epistaxis (sangramiento nasal) que se deglute y pasa a la boca. También los lactantes pueden expulsar sangre por la boca debido a la deglución de sangre procedente del pezón materno.
A veces hay mezcla de sangre roja con sangre negra, esto se denomina hematoquezia (sugiere que la lesión se ubica distal al ángulo de Treitz, habitualmente en el íleon o colon proximal.
La presencia de otros síntomas, como dolor abdominal, vómitos, constipación, fiebre, etc, nos ayudan a diagnosticar algunos cuadros clínicos que se acompañan de sangramiento digestivo. La conducta a seguir depende del diagnostico el cual actualmente se realiza por visualización directa mediante la endoscopia , introducción por la boca de un tubo de fibra de cristal con un lente en su porción distal cuya imagen se aumenta en una pantalla o por un rectosigmoidoscopio, equipo similar al anterior que se introduce por el ano.•

 


Ir Arriba


www.lagacetadeguinea.com
Página Web Oficial de La Gaceta de Guinea Ecuatorial. Todos los derechos reservados.
Optimizado para 800x600. Contáctenos:
gacetadeguinea@yahoo.es